Saltar al contenido
Paco Perfumerías Blog

Grietas en las manos, cuidados y tratamientos

febrero 26, 2021

Con la llegada del frío y la bajada pronunciada de las temperaturas son muchas las personas que sufren los problemas de unas manos secas o unas manos agrietadas, lo cual suele provocar unos nudillos rojos, picor en las palmas de las manos e, incluso, que se produzcan cortes y que estas acaben sangrando.

El frío es uno de los motivos principales por los cuales las manos acaban agrietándose y la piel se acaba secando, pero hay otros muchos más —como veremos más adelante—. En este artículo vamos a explicar exactamente qué son las grietas en las manos —o manos secas—, por qué se pelan las manos y algunos remedios para las grietas en las manos muy efectivos.

Sigue leyendo este artículo para más información.

Grietas en las manos: características de la piel de las manos

 

La piel de las manos es muy similar a la que podemos encontrar en la mayor parte del cuerpo. Ahora bien, debes tener en cuenta que esta, a diferencia de otras muchas zonas, se encuentra mucho más expuesta —como, por ejemplo, la piel de los pies que siempre va protegida con el calzado—. La piel de las manos está siempre en contacto con el exterior, además, al usar las manos continuamente estás siempre quedan expuestas.

Cuando hablamos de la piel de las manos es importante hacer una distinción entre la piel del dorso de las manos y la piel de las palmas, ya que ambas tienen características muy distintas entre sí. Las vemos con más detalle:

  • El dorso de las manos: La piel del dorso es la parte más afectadas cuando hablamos de las manos secas o del problema de que “se me pelan las manos”. Y, por supuesto, de los nudillos rojos. Esta piel es muy fina y es muy fácil de deshidratar. La misma carece de tejido adiposo y cuenta con muy pocas glándulas sebáceas, razón por la cual está más desprotegida ante las agresiones ambientales y otros agentes.
  • Las palmas de las manos: En esta parte de la piel de las manos no existen folículos pilosos. Por el contrario, la cantidad de glándulas sudoríparas y sebáceas es mucho mayor. Es por esta razón por la cual la dermis es más resistente que la del dorso de las manos. Y es que esta parte crea una barrera protectora con los lípidos naturales que las protegen frente a la deshidratación.

¿Por qué se pelan las manos?

Como comentábamos la razón por la cual aparece el problema de las manos agrietadas o de los nudillos rojos, así como el picor en las palmas de las manos, se debe sobre todo al cambio de temperaturas y a la acción del frío. Con el frío se produce una vasoconstricción periférica, lo que ocasiona que llegue menos sangre a la piel de las extremidades del organismo para mantener el calor en la zonas más importantes y delicadas, como son los órganos. Esto ocasiona que llegue menos oxígeno, así como agua y nutrientes a la piel de las manos y que se generen las grietas en las manos —ya que se produce una alteración del manto hidrolipídico el cual actúa como barrera de protección de las manos y como mantenimiento de la hidratación de la piel—.

Lancôme: acaba con el problema de las grietas en las manos


Tratamiento efectivo para nutrir intensamente la piel de tus manos hidratando y reparando la piel en profundidad. ¡Crema líder en el mercado en la reparación de grietas en las manos!

¡Cómprala aquí!
 

Afortunadamente, existen varios tratamientos como el de Lancôme que sirven para eliminar este problema en las manos. Y es que la aparición de las grietas en las manos y de la alteración del manto hidrolipídico está ligado también a otros factores, como el calor de las estufas que utilizamos durante el invierno —las cuales empeoran todavía más la situación ya que resecan aún más las manos—. Otros de los factores relacionados con las manos agrietadas —y los problemas de muchos que se preguntan por qué se me pelan las manos— tiene que ver con la utilización de las manos para trabajar y su exposición a diferentes agentes químicos —dependiendo del trabajo en cuestión—, el uso abusivo de geles hidroalcohólicos, el polvo, la tierra, los cementos, la jardinería…

Por último, al problema de las manos agrietadas se suma también la existencia de algunas patologías, como psoriasis o dermatitis atípica, lo cual puede dar lugar a la aparición de picor en las palmas de las manos, así como en el dorso y los nudillos e, incluso, a sufrir alguna infección.

Remedios para las grietas en las manos

Acabamos los motivos por los cuáles aparecen grietas en las manos, ahora bien ¿podemos prevenir su aparición? ¿qué remedios existen para evitar tener las manos agrietadas? Te los explicamos enseguida.

Usa guantes

Lo primero que debes hacer para proteger tus manos del frío es utilizar guantes siempre que puedas. Estos protegerán las manos de la sequedad y de los cambios bruscos de temperatura. Utiliza, así mismo, los guantes cuando vayas a fregar los cubiertos o cuando vayas a exponer las manos a productos que pueden resultar agresivos para la piel.

Lava las manos

Lo recomendable es que sea con agua fría o templada, pero no muy caliente ya que el calor elimina la capa lipídica natural de la piel —lo que da lugar a una mayor deshidratación y sequedad—. Así mismo, utiliza un jabón apropiado y evita lavar con él la zona del dorso. Por último, cuando vayas a secar las manos ten cuidado con frotar mucho la piel para respetar la zona de la epidermis. No salgas con las manos mojadas al exterior.

Cremas para grietas en las manos

Para conseguir que las extremidades estén siempre hidratadas lo más recomendado es utilizar crema para grietas en las manos. Estas ayudan de manera considerable a tener las manos hidratadas para evitar la sequedad y las grietas en las manos. Son muchos los tipos de cremas para grietas en las manos que podemos encontrar dependiendo de los fabricantes. Ahora bien, en los casos más de grietas e infecciones graves es aconsejable que estas sean recomendadas por el dermatólogo.

Las cremas para las manos logran una hidratación profunda y aportar los nutrientes que necesita la piel, así como una rápida absorción. Además, estas deben evitar dejar residuos en la piel —ya que esto forma una fina película que evita la transpiración y, por consecuente, pueden aparecer irritaciones e infecciones—. Las cremas para manos deben ajustarse, así mismo, a los beneficios que necesita cada tipo de piel —es decir, si es piel grasa, piel seca, piel normal o piel mixta—. En este enlace puedes encontrar una gran variedad de cremas para grietas en las manos, dependiendo de cuál sea tu tipo de piel y problema.

A la hora de elegir una crema para grietas en las manos también se debe tener en cuenta otro aspecto, si la queremos perfumada o sin olor —aunque esto no es fundamental para cumplir con su función principal—.