Saltar al contenido
Paco Perfumerías Blog

Polvos bronceadores, tus aliados perfectos en cada ocasión

imagen principal polvos bronceadores

Aprende a maquillarte con polvos bronceadores


Visita nuestra web

¿Tú también eres de esas personas a las que en verano le sobra el maquillaje? Notas tu piel agotada y húmeda continuamente tras haberte aplicado el maquillaje. El sudor te hace tocarte la cara continuamente y tu maquillaje acaba movido en ciertas partes de tu rostro. Que tu maquillaje permanezca intacto fuera de casa parece misión imposible. Pero que no cunda el pánico: los polvos bronceadores pueden ser tu mejor aliado este verano.
Siéntate y toma nota, te contamos todo lo que necesitas saber…

¿Qué son los polvos bronceadores?

Los polvos bronceadores son maquillaje en polvo, usualmente compactos, que aportan a la piel un tono bronceado. También son conocidos como polvos de sol, dado que maquillan la piel con ese tono característico moreno después de la exposición al sol.
De modo que podríamos resumir los polvos de sol como aquel tipo de maquillaje en polvo encargado de simular el bronceado natural de la piel por el sol.

¿Cuántos tonos tienen los polvos bronceadores?

Los polvos bronceadores o polvos de sol se comercializan en diferentes tonalidades, al igual que las bases de maquillaje normales, para así poder satisfacer las necesidades de todo tipo de pieles, sin importar el tono que tengan.
Existen diferentes tonalidades, y cada marca de maquillaje decide optar por una u otra:
-Podemos encontrarlos de tono universal, misma tonalidad para todos los públicos, modelable según la aplicación que se realice.
Sisley Phyto Touches Illusion d'Été
-Podemos encontrarlos según el tipo de cabello de la persona, haciendo referencia a rubias o morenas. Esto puede ser un ámbito muy amplio, pero en estos casos se entiende que las personas rubias son aquellas de tez más pálida o fría, a las cuales les cuesta más broncearse, y las personas morenas aquellas que fácilmente se broncean, con rasgos más oscuros o cálidos.
Guerlain Terracotta Light
-Hay marcas que hacen tres tonos únicos, separando todas las pieles en claro, medio u oscuro. En ocasiones le añaden una cuarta tonalidad como muy oscuro o muy claro, dependiendo del público objetivo del que dispongan.
Estée Lauder Bronze Goddess
De modo que dependiendo de la marca por la que optemos deberemos saber en que basa sus diferentes tonalidades. Una vez tengamos claro este aspecto, ahora os explicaremos como saber que tono elegir.

¿Cuál es mi tono adecuado de polvos de sol?

Pese a que los polvos bronceadores se aplicarán en rostro, cuello y escote, no deberemos fijarnos en el tono actual que tenemos en esas zonas para elegir la tonalidad adecuada de nuestros polvos bronceadores.
Nos colocaremos frente a un espejo, con buena iluminación, y situaremos nuestras manos a los lados de nuestra cara, a la altura de las orejas. Las palmas de nuestras manos deberán quedar ocultas, mostrando el dorso frente al espejo. De este modo conseguiremos visualizar el tono adquirido en nuestras manos y brazos (que son las zonas que más se broncean durante todo el año incluso de manera involuntaria) junto al tono de nuestro rostro, cuello y escote.
Deberemos optar por un tono más subido que nuestro rostro, pero no más que nuestras manos, de modo que al aplicarlo todas las zonas queden lo más homogéneas posibles.

No olvides meter en el bolso tus polvos bronceadores


Consigue los mejores polvos bronceadores que más se adaptan a ti.

Adquirir

¿Cómo aplicar los polvos bronceadores?

Sabemos que muchas de vosotras no utilizáis este tipo de maquillaje porque no sabéis cómo aplicar los polvos bronceadores, pero aquí os vamos a enseñar lo sencillo que puede resultar.
Para aplicar los polvos bronceadores o polvos de sol deberemos usar una brocha para maquillaje en polvo, de manera que la aplicación quede homogénea y sin apelmazar el producto.
Para ello cogeremos los polvos con la brocha de la paleta en cuestión realizando círculos y sin apretar demasiado, de modo que no se doblen las cerdas de la brocha. Si hemos cogido demasiado producto daremos un suave toque al extremo del mango de la brocha contra nuestra mano opuesta para soltar el exceso.


Empezaremos maquillando nuestro lado derecho de la cara. Para ello colocaremos la brocha en el centro de nuestra frente, continuaremos hacia nuestra sien por el lado derecho de nuestra cara, bajaremos trazando una curva hasta nuestro pómulo, volveremos en la misma dirección, pero esta vez bajando en forma de curva por nuestra mandíbula, hasta llegar al centro de nuestro mentón. De esta forma habremos dibujado un 3 desde el comienzo hasta el final. Lo realizaremos en un solo trazo, con movimiento fluido. Podemos repetir el proceso, esta vez desde arriba hacia abajo, siempre dibujando el mismo trazo, pero sin volver a coger producto.
En el lado izquierdo realizaremos el mismo proceso, cogiendo producto una única vez, y dibujando el mismo trazo. Quedando opuesto al lado derecho, como si un espejo separase cada mitad de la cara pasando por nuestro tabique nasal.
De este modo habremos aplicado los polvos bronceadores de manera simétrica en las zonas correctas de nuestro rostro: frente, sien, pómulos y mentón.
De aquí pasaremos al cuello y escote, donde una vez más cogeremos producto con nuestra brocha. Y trazaremos en forma triangular desde nuestro mentón hacia el escote, de tal modo que acabemos simulando un escote en forma de V. Realizaremos la amplitud de dicha V según nuestra vestimenta y gusto. Si ese día nuestro escote va muy tapado no necesitaremos dibujar dicha V muy amplia, mientras que, por el contrario, si el escote es muy pronunciado podremos darle más amplitud, e incluso si no llevamos ni mangas ni tirantes, podemos dar ligeros toques sobre nuestros hombros y clavículas dándoles este toque dorado característico de los polvos bronceadores.

Uso de los polvos de sol

Y llegados a este punto te estarás preguntando porque los polvos de sol se pueden convertir en tu mejor aliado. Pues debemos contarte que son varias las funciones de dicho producto, motivo por el cual puede ser un gran aliado durante todo el año.
El principal uso que se le da es como producto único, solucionando así el problema que comentábamos al principio de este post. En verano son muchas las personas que se agobian con el calor y el sudor, y aplicarse una base de maquillaje fluida puede provocarles un calor añadido a su piel. Pero no quieren tener que renunciar al efecto buena cara que da el maquillaje. De modo que para esas personas los polvos de sol se convierten en la solución que buscan. Y es que con ellos consigues dar una tonalidad bronceada a tu rostro y esa sensación de maquillaje, pero siendo un producto de consistencia mucho más ligera. Convirtiéndose así en el producto de maquillaje estrella del verano, pudiendo hacer tu rutina de maquillaje más rápida y sencilla.
Otro de los usos puede ser en combinación con tu base de maquillaje fluida. Y es que antes de empezar el verano usábamos base fluida y ahora que la época estival ha terminado volvemos a retomarla. Pero muchas os encontráis con el mismo problema: vuestra base de maquillaje habitual al terminar el verano se os queda muy clara. ¡No os preocupéis, los polvos de sol son vuestra solución! Aplicadlos sobre vuestra base de maquillaje fluida antes de aplicar el colorete. De este modo conseguiréis que vuestro rostro suba una tonalidad su aspecto, y al mismo tiempo los polvos bronceadores os servirán para sellar la base de maquillaje fluida aplicada.
Finalmente, estos polvos pueden ser usados para ensombrecer zonas o realizar el famoso “contouring”. Con estos polvos puedes ensombrecer las zonas que quieras crear profundidad o delgadez, es decir, aplicarlos sobre las zonas que quieras ocultar, jugando así con el efecto visual. Este juego de sombras y luces con el maquillaje es conocido como contouring, donde en combinación con un iluminador los polvos bronceadores te pueden dar juego todo el año.

De modo que ahora tan solo debes elegir correctamente tus polvos bronceadores y llevarlos siempre en tu bolso, ya te hemos enseñado como pueden ayudarte en cualquier situación y época del año, pudiendo aplicarte un retoque exprés en cualquier lugar.
Cuéntanos, ¿sabías como aplicar los polvos bronceadores con la técnica del 3?